Rodrigo, 19 años, Buenos Aires, Argentina

Hola, me llamo Rodrigo y soy de Argentina. Bueno, estoy aquí para brindar mi humilde testimonio. Sobre mis “dudas” ya se aclararon hace un par de años.

Si bien siempre supe que me gustaban las personas de mi mismo sexo, así es desde que tengo memoria, también en mi inconsciente existía la idea de que eso estaba mal y mis pensamientos se concentraban en cambiar, porque sabía que mis amigos se podían burlar de mí o que mi familia no me aceptaría!

Estaba tan obsesionado con aparentar o que nadie se dé cuenta sobre mi condición sexual que paulatinamente me fui aislando, en el colegio ya casi no tenía amigos y sólo podía estar en mi casa. Tenía miedo de que mis vecinos hablaran de mí! Ya con 15 años de edad me propuse conseguir amigos y negar más mi condición sexual, conseguí novia, borré toda actitud homosexual. Pero cada vez me sentía más vacío y el peso de aparentar se volvía cada vez más pesado.

A mis 17 años conocí al que sería mi primer amor, de casualidad, sin buscarlo, sólo llego por un comentario que hice en una página web, al principio sólo lo podía ver como un amigo, pero las charlas se volvieron cada vez mas extensas y el amor surgió. ¡Estaba tan feliz, tan contento que quería gritar mi felicidad! Pero me di cuenta que no podía contárselos a mis amigos.

No aguanté más, necesitaba compartir mi felicidad y di el primer paso. ¡Mis amigos! Mi mejor amigo al principio no me creía y le costó creerme, creía que le estaba jugando una broma. Y así, paulatinamente se los dije a mi grupo de amigos, lo cual lo aceptaron sin problemas y preguntaban sobre mi relación con el que ahora era mi novio.

Estaba tan feliz y así estuve hasta este año cuando mi familia se enteró, pero yo no me animé a contárselos! Mi padre, un hombre de 54 años, católico, en un descuido mío entró a mi facebook y descubrió los mensajes que yo me enviaba con mi novio. ¿Su reacción? Reunió a todos mis hermanos y les contó la novedad. Obviamente, cuando yo no estaba.

Mi hermana logró contarme que mi padre empezó a sospechar cuando le recomendé que viera la película Plegarias por Boby (Yo sólo se lo recomendé porque realmente me gusta la película). Mi madre empezó a preguntar si tenía algún “amigo” a lo cual le dije que sí y se los presente en una cena familiar.

¡Juro que nunca me sentí tan aliviado! Pero aun sigo con un conflicto interno. No puedo hablar libremente de mi homosexualidad con mi familia! Toda mi familia se lleva muy bien con mi novio, pero aun así yo sigo diciéndole mi amigo! Creo en mi opinión que se debe a la opresión que yo mismo ejercí sobre mí.

Espero que mi testimonio ayude a otros. Mi mensaje para los adolescentes que están transitando este extenso camino es que sean felices, no importa cómo, sólo escuchen a su corazón e ignoren a su cerebro! Siempre si se quiere la comprensión de la familia, pero también hay que comprenderlos a ellos. Hay que entender que para los padres (a veces, no siempre) es difícil entender lo que nos pasa porque lo que es normal y natural para nosotros no es lo mismo para ellos, pero son nuestra familia, sólo hay que darles tiempo y espacio, pero también nuestra confianza.

photo by: bnedwek
2 comentarios URL corta
Pablo, 23 años, Santiago
Antes que todo, debo decir que me siento un poco extraño comentando esto con el mundo, pero que va. Creo que esta página permita compartir lo que somos y ver que hay personas que han vivido lo mismo o cosas peores que uno, pero que a la larga, como dice aquella campaña, todo mejora. Además, quizás l...
Pedro Luis, 24 años, Colombia
Hola, me llamo Pedro Luis, tengo 24 años y soy de Colombia. Mi historia basa en las ironías de la vida, porque la verdad creí encontrar a alguien, pero en realidad no fue así. Lastimosamente, me decía siempre mentiras y tras de esas mentiras salí perjudicado. Llevo 8 meses siendo VIH positivo. Mi...
Salma, 22 años, Venezuela
Hola, desde hace ya algún tiempo visito la página con regularidad. Tengo 22 años y soy de Venezuela, podría decir que desde que era pequeña me gustan las niñas, sin embargo ignoraba eso, trataba de hacer que me gustaran los niños y fingir que todo era normal, cabe destacar que en ocasiones los adult...

2 Respuestas a “Rodrigo, 19 años, Buenos Aires, Argentina”

  1. Claudia 9 noviembre 2012 15:28 pm #

    Hola, bueno, yo soy hétero y jamás he vivido estas cosas que tu has pasado, pero eso no impide que tenga un sentimiento bastante fuerte por lo que te pasa.
    Yo ya soy vieja, tengo 27, y creo que si bien es super fuerte lo que te está pasando, me alegro mucho que tengas a alguien que te quiera y que te apoye y que tu familia, de algun modo, lo haya tomado bien.
    Creo que debes darle tiempo al tiempo. No debe ser fácil reconocer que eres homosexual, mucho menos si durante tanto tiempo lo lograste ocultar, pero creeme que es un proceso que tarde o temprano va a terminar y vas a poder ser libre.
    Aun estás creciendo y con los años vas a poder vivir tu sexualidad de un modo mucho más libre y te vas a poder sentir más comodo con tu entorno.

    Disfruta de tu relación de forma sana y siéntete orgulloso por ser tú, porque al final del día, todos somos iguales.

    Un abrazo!

    Thumb up 3 Thumb down 0

    • Ojos_transparentes 9 noviembre 2012 15:33 pm #

      Qué lindas tus palabras Claudia!! Un abrazo!!

      Thumb up 0 Thumb down 0

Responder

No escribir correos electrónicos dentro del comentario, no será publicado.

Recibir notificación de nuevos comentarios por email. También puedes suscribirte sin necesidad de comentar.