Francisco Emilio, 20 años, VIII Región

Escribo hoy mi historia para todos los jóvenes confundidos, para dar un aporte a quienes todavía se encuentran atrapados en miedos y temores.

No soy un joven confundido, soy un joven orgulloso y abiertamente asumido Transexual. Tengo tan solo 20 años de los cuales 18 años fueron de dolor, angustia, miedo y todo lo que se puede sentir en estos casos.

Es bastante difícil escribir experiencias o relatos de mi vida, ya que debo retroceder y recordar angustiosos momentos o sentimientos que tuve algún día, pero creo que hay momentos en los cuales debo hacerlo si es sobre todo para que much*s puedan utilizar mis letras para su lucha diaria y constante.

Ser transexual es algo que much*s nos cuestionamos, renegamos y odiamos que sea parte de nuestras descripciones, ser transexual es algo que por mucho tiempo no entendemos y creemos que es una enfermedad y que a la vez somos él (la) única persona que está viviendo eso. Nos sentimos desorientados y empezamos a encerrarnos en nuestro propio mundo, olvidándonos de que afuera podemos hacer un mundo mejor.

A mí me costó mucho asumir ser transexual, fue un proceso bastante largo y difícil, pero entendí un día que la única manera de enfrentar mi realidad era sintiéndome orgulloso de serlo y ver el lado favorable de la transexualidad (aunque no lo crean, hay cosas favorables de serlo) Estaba en el fondo, sumido en el dolor y al borde de ahogarme en llantos todos los días, levantarme era una tortura y salir a la calle era un castigo, pero tuve que levantarme. Siempre he creído que todos los que estamos en este mundo tenemos una misión en la vida, y que todos encontramos esa misión en diferentes tiempos, yo ya sé cuál es mi misión y es ayudar y educar contando mi experiencia a que otr*s no vivan lo que yo viví por el miedo que me cegó.

Orgullosamente he salido de esa etapa, cuesta, no es fácil, pero sin querer tenemos el apoyo de todos los que estamos viviendo lo mismo, debemos encontrar apoyo cuando no lo tenemos, tocar puertas, y refugiarnos en los que nos apoyan. El apoyo de la familia es lo mejor, pero no se da de inmediato, he descubierto que eso se da cuando nosotros mismos estamos seguros y no tenemos miedo de nuestra vida. Yo no tengo el apoyo de mi familia en un 100% estoy dando la lucha de a poco, todos los saben en mi casa, pero es un tema tabú, pero mi madre sabe que mi vida ya la tengo “resuelta” y que nada ni nadie hará que yo baje los brazos en mi lucha y eso hace que ella y todos se sientan más tranquilos, ya que el gran temor de nuestra familia es que suframos, que nos hagan sufrir, pero el egoísmo les cierra los ojos al momento de escuchar la verdad, escuchar lo que somos, lo que sentimos porque nos salimos de la “normalidad” en la que ellos vivieron.

Una vez una amiga me dijo “Ustedes son edición limitada” y creo que tiene mucha razón, no somos la mayoría, pero si somos los que más luchamos por nuestras vidas, y eso es más valorable que tenerlo todo desde que nacimos, aunque sería mucho más simple, pero lo simple aburre.

La vida es maravillosa, tenemos el cielo, el mar, el sonido, los sabores que debemos apreciar todos los días, encontrar distintas motivaciones, reír, llorar, cantar, los amigos, las parejas, los hermanos,  la vida, la muerte debe ser mirada con los ojos del corazón cuando no está ahogado. Ser transexual no nos hace menos merecedores de vivir, al contrario nosotros debemos estar en el mundo para hacer de este mucho mejor, enseñar y no imponer que nos respeten o nos entiendan, debemos levantarnos del dolor y caminar con la frente en alto, porque nosotros no somos lo peor de la sociedad, nosotros somos los que haremos que esta sociedad mejore.

Para los que creen en Dios, estoy seguro que nos envía esta prueba tan dura solo a los valientes, solo a los luchadores y merecedores de la vida, Dios sabe que podemos salir adelante, ¿ustedes creen que los “normales” podrían con todo esto? Yo, sin ofender, lo dudo.

A todos les digo QUE TODO MEJORA como dice ese gran proyecto, que la vida nos tiene preparado algo mejor si nosotros queremos que sea mejor. No bajen los brazos, no agachen la mirada, caminemos tod*s juntos en esta gran lucha, no están, ni estamos solos, jamás lo estaremos ya que siempre habran personas como yo que les dará una mano.

Según mi teoría hay tres tipos de transexuales, La Primera: Los que no asumen que lo son y se esconden en la “normatividad” haciendo de sus vidas un infierno. La Segunda: Los que bajan los brazos y abandonan la vida por no abrir los ojos del corazón. La Tercera: Los que luchamos, los que somos valientes y admiramos nuestra fuerza, los que queremos una vida mejor para tod*s

¿En cuál están ustedes?

1 comentario URL corta
Agustín, 21 años, Viña del Mar
Antes de comenzar, me gustaría agradecer al creador de esta página, sin duda ya me ha servido para lograr comprender las situaciones que cada uno de nosotros, de una u otra forma ha vivido. Soy un joven de ya 21 años, y la verdad de las cosas es que he vivido mi vida de una forma muy silenciosa. ...
Felipe, 17 años, Santiago
Hola, mi nombre es Felipe y vengo a hablar un poco de lo que ha sido mi experiencia. Desde muy pequeño (como a los 13 años) ya conocía claramente mi orientación sexual, el problema era que no lo admitía conmigo mismo, siempre me decía: "no, no puedo ser gay", "yo no soy gay". ...
Antonio, 15 años, Medellín. Colombia
Hola Chicos, soy Antonio! Voy a desnudar mi alma. Mi infancia transcurrió muy normal, no puedo decir que fue el típico chico pluma, que se ponía la ropa de su hermana o madre. Me gustaban las mujeres y a los hombres nunca los llegué a ver con ojos de deseo. Eso vino después, cuando tenía 10 u ...

Una respuesta a “Francisco Emilio, 20 años, VIII Región”

  1. Esteban 9 mayo 2012 1:52 am #

    Felicitaciones Francisco por tu mirada frente a la adversidad, y por querer compartir tu experiencia para ayudar a otrxs. Sin duda, con personas como tú y como tantxs otrxs, este país podrá ir más hacia la alegría, el orgullo por la diversidad y la integración, y cada vez menos a la tristeza, la agresividad y la discriminación. Un abrazo.

    Thumb up 0 Thumb down 0

Responder

No escribir correos electrónicos dentro del comentario, no será publicado.

Recibir notificación de nuevos comentarios por email. También puedes suscribirte sin necesidad de comentar.