John, 23 años, Chile

Siempre supe que no era igual a todos, me llamaban la atención los niños de mi curso y mis amigos, a los 15 sentí que lo que me pasaba era malo e intente quitarme la vida, pero era por miedo a mi familia católica, a una abuela y hermano homofóbicos. No lo hice por miedo a la muerte y me sentí la persona más cobarde que existía.

A los 17 conocí a una persona que me entregaba demasiado amor y cariño, pero fui un cobarde y no me la jugué por él y se terminó. Volvieron las ganas de morir, porque no tenía la valentía de decir lo que sentía, contarles a todos que en amar no hay pecado.

A los 19 ingrese a la iglesia pensando que tenía un problema, pero me di cuenta que no y que Dios me quiere tal cual soy. Ahí conocí a mi pololo, nos juntábamos ahí escondidos, Dios era cómplice de nuestro amor y nunca nos juzgó. Era un amor a escondidas, tanto de la familia de él como de la mía.

Cuando cumplí 22, justo ese día cumplíamos 3 años pololeando y mientras lo esperaba para ir a celebrar recibí un llamado. Él murió en un accidente de moto. Ese mismo día morí yo, no pude ir al velorio porque nadie me conocía, el día de su entierro tuve que esperar a que todos se fueran del cementerio para poder despedirme de él.

Los primeros meses me encerré en mi pieza, no comía, llegué a bajar 25 kilos en un par de meses. Lloraba día y noche y nadie sabía.

Le prometí que iba a ser feliz y que saldría de esta, viví un duelo de 10 meses y le conté a mis padres que soy gay, necesitaba hacerlo porque estaba sufriendo solo. Desde ese momento mi vida cambió y sentí todo el apoyo de mi ex desde donde se encontrara, dejé de llorar, mis padres me apoyaron y me enteré que siempre lo supieron.

Pasó el tiempo y mi hermano se enteró hace un par de semanas cuando empece a ir a las velatones por Daniel o a la Posta Central, incluso fui a su funeral. Mi hermano se preguntaba por qué me afectaba tanto la muerte de ese joven y llegó el momento en que le dije que soy un joven como él…

Mi hermano el homofóbico me abrazó y me pidió disculpas por no abrir los ojos antes. Ahora tengo todo lo que quiero, una familia que me quiere y espero encontrar el amor de nuevo que estoy seguro que contaré con el apoyo de mi familia…

PD: Crean en el amor y no lo escondan porque se sufre.

5 comentarios URL corta
Fernando, 16 años, Maipú
Hola, soy Fernando, tengo 16 años y vivo en Maipú. ¿Por qué estoy aquí? No lo sé... Mis compañeros de Kinder me molestaban. ¿La verdad? Siempre he sido lo suficientemente fuerte y los ignoraba, además de tratarlos de estúpidos al llamarme 'gay' por no jugar a la pelota y por compartir con mujeres...
Carolina, 22 años, Maipú
Hola, me llamo Carolina, soy de Santiago-Maipú. Tengo 22 años, soy hija única, soy sorda y estudiante de la UC. Nací sorda y no escucho, pero puedo hablar con mis labios y se escucha mi voz; también me comunico con el lenguaje de señas. Me acostumbré a hablar mucho con voz y lenguaje de señas a l...
David, 25 años, Bucaramanga, Colombia
Hola a todos ustedes, me llamo David, tengo 25 años y soy un hombre homosexual, mis experiencias comienzan desde temprana edad, alrededor de los 4 años, quizás, recuerdo haberme fijado en un chico de pelo rubio, ojos claros y que era muy travieso, yo lo veía como una chico lindo y me gustaba la idea...

5 Respuestas a “John, 23 años, Chile”

  1. Lady Oscar 1 junio 2012 19:09 pm #

    John:

    Que conmovedor y honesto es tu testimonio. Es triste que hayas tenido que pasar solo por todo lo que viviste. Sin embargo, este relato da cuenta de tu tremenda fortaleza. Me alegra mucho leer que tu familia finalmente te apoya y podemos ver que muchas veces (aunque no todas las veces) los prejuicios que nuestros parientes tienen ,se dejan de lado por el cariño inherente al vinculo reciproco que mantenemos.

    Un abrazo y gracias por darnos la oportunidad a todxs de leer una historia como la tuya.

    Thumb up 2 Thumb down 0

    • rodrigo 4 mayo 2013 5:10 am #

      super dramatico…tu tema…se fuerte te va a llegar el amor…nuevamente

      Thumb up 2 Thumb down 0

  2. benja g 1 noviembre 2012 22:08 pm #

    llore…
    nada mas tienes que ser fuerte y ser feliz

    un abrazo .

    Thumb up 0 Thumb down 0

  3. marco 5 diciembre 2012 20:18 pm #

    Jhon …
    Aún no terminaba de leer tu relato y mis ojos se mojaron de lagrimas … me hiciste recordar un pasado amor qe tambien se fue al cielo …
    A diferencia tuya la familia de él si sabía de mi y me adoraban com o un hijo más :)
    Yo si pude estár en su velatorio y funeral :(
    … mi história es muy larga pero no es necesario contarlo ahora …
    sólo la asemejo a la tuya y te diré una cosa :)
    Asi como a mi … él es tu ángel guardian, te protege, y cuida de todo y ante todo, recuerdalo siempre, nunca te olvides qe exitio y siempre estará ahí contigo.
    … lo positivo de tu história qe estás a compañado de tu familia qe son el pilar central de nosotros. :)
    ánimo .. arriba esa sonrrisa y sé qe con el tiempo llagará ese chico del cual te qieres volver a enamorar :)
    un abrazo muy grande ….

    adios.

    Thumb up 7 Thumb down 0

  4. Mario 15 junio 2014 23:47 pm #

    Wn creeme que leer esto me ayudo, no sabes cuanto y hablarte me ayudo aun mas.

    Fuiste una grata sorpresa, solo lamento que la charla se interrumpiera.

    Thumb up 2 Thumb down 0

Responder

No escribir correos electrónicos dentro del comentario, no será publicado.

Recibir notificación de nuevos comentarios por email. También puedes suscribirte sin necesidad de comentar.