Desconocido, 22 años, México

The FaceMi historia comienza de la siguiente manera: Cuando era pequeño y estaba en segundo de primaria, un amigo más grande que yo por 5 años me indujo a tener relaciones (un niño de esa edad no sabe ni qué es eso), eso a mí me dejó un poco tímido ante el mundo, pero no le tomé mucha importancia y tampoco le conté a nadie lo ocurrido, conforme pasaban los días yo me preguntaba qué había hecho, hasta me aislé un poco de mis amigos, pero se me olvido. Luego, no recuerdo cómo con mis amigos de la misma calle tuve relaciones como a los 10 u 11 años, y aunque a esa edad sentía algo, no sabía lo que era o por qué lo hacíamos, conforme pasaron los años yo olvidé esa etapa de mi vida (jamás me entristecí o deje influir ni mi vida académica, ni la vida misma).

Al pasar esa etapa de mi vida, ya comenzaba a tener dudas sobre qué sentía por los hombres en la secundaria o me sentía como raro respecto a los demás. Cuando entré en la secundaria no me gustaba ninguna chica, pero por el contrario veía a los chicos. Siempre me visualice con un historia típica de película, porque me considero romántico, pues solo pensaba que estaba en mi edad para tener curiosidad sobre relaciones con mi mismo sexo y tuve una, pero no sentí NADA, de ahí jamás tuve nada que ver con nadie y me manejé como heterosexual toda mi vida.

En la preparatoria llegué “normal”, todo estaba tranquilo y me enamoré de una chica con la que duré así como 4 años, era mi mejor amiga me visualizaba con ella para toda la vida (pero siempre que tenía deseos de tener relaciones solo me masturba con películas gay). Sentía todo por ella, así fue hasta los primeros años de universidad.

Todo esto para iniciar con la parte interesante de mi historia, bueno ya llevo un año dándome cuenta que creo que sí soy gay, pues no me han dejado de atraer los hombres. Conocí a un chico que comprende, la pasamos bien, me gusta su trato (un trato como relación, pero bien a gusto), ninguno de los dos es gay aceptado, pero de repente nuestra amistad es rara, ahora salimos alejados de los demás y así, pasando tiempo a solas. Nuestros amigos como que se preguntan qué ocurre y pues yo estoy comenzando a sentir algo por él, me siento igual que como me sentía con la chica que les mencioné. Últimamente me han dado ánimos de aceptar quién soy (siempre lo he “sabido”, pero como que no lo acepto), hoy día ya todo mundo me tira indirectas de si soy o no gay, para lo cual les digo que no, pero ya sé mi realidad. Siempre fui diferente a mis hermanos, más romántico y respetuoso de las mujeres, pero más tímido y a su vez nunca tuve una novia oficial, ni relaciones con chicas, ni besos.

Me atreví a escribir todo esto porque vi los casos de cada uno de los chicos y chicas que sintieron la confianza de confesar lo que ha sido su vida, por lo que solicitó su ayuda, mi madre últimamente me comenta oye él es gay, y el sobrino de tal, y la hija de tal amiga, etc., yo siempre le digo sí pues yo no lo he visto haciendo nada de lo que compruebe, así que mejor cambio el tema (mi madre es súper comprensiva y sé que me ama, no tengo ninguna duda). Lo que ocurre es que ya me manda cada vez más indirectas, me dice si tú fueras gay yo te aceptaría, o puedes amar a hombre, mujer o perro (cita cualquier cosa), pero mientras sea amor no hay más que decir (ideal que comprendo muy bien y me siento tan feliz que mi madre opine igual que yo), o a mí no me importaría que fueras gay, yo te quisiera igual, a lo que yo evado la conversación y pues cambio el tema…

Ahorita me encuentro en un momento de aceptarme a mí mismo, tengo 21, por lo que me estoy sintiendo más seguro de mí y sabiendo que puedo salir adelante. Ahora no sé si decirle a mi mamá, ya que no me siento muy seguro de si soy gay (aun sabiéndolo en mi interior), y he leído que debes estar bien seguro para que no crean que es una etapa en la que estás, pero me cuesta decirlo, así estoy en este momento, pero sé que contaría con todo el apoyo de mi familia ya que hay tres casos y todos han sabido respetar las decisiones de los demás (pero ahora el único inseguro sería yo) ¿algún consejo a parte de lo que es evidente? 😮

Soy de México, les agradezco haber leído a mi historia, y estaría tan agradecido de sus opiniones…

photo by:
1 comentario URL corta
Ignacio, 18 años, Rancagua
Hola, soy un joven de 18 años y me gustaría compartir mi historia con ustedes... Hace poco más de un año le conté a mi familia sobre mi homosexualidad y la verdad no se lo tomaron de la mejor manera, mis padres son algo homofóbicos e igual entiendo sus reacciones, aunque no me quejo porque en par...
José, 20 años, Caracas. Venezuela
He leído varios relatos acá y espero que este les sirva de ayuda... mi historia es un poco larga, pero trataré de ser breve: Siempre he estado claro de quien soy, soy un hombre al que le gustan otros hombres, desde los 12 años he vivido con otra familia.  Mi madre biológica murió cuando yo tenía 17...
Camila, 20 años, Santiago
Doble vida, es la que siempre he llevado. La discriminación que más duele, es la de tu propia familia. Pero la que más marca es quien marcó tu infancia y quien ahora discrimina. Nunca he tenido o creado la consciencia de cómo podría llamar aquel hecho. Cuando somos niñ@s solo sabemos obedecer y r...

Una respuesta a “Desconocido, 22 años, México”

  1. Jesús. 19 febrero 2016 4:45 am #

    Amigo, simplemente sé tu mismo, no te dejes guiar por las etiquetas que la sociedad intenta imponer, sólo intenta ser feliz y respetar a todo el mundo. :)

    Thumb up 1 Thumb down 0

Responder

No escribir correos electrónicos dentro del comentario, no será publicado.

Recibir notificación de nuevos comentarios por email. También puedes suscribirte sin necesidad de comentar.