Brian, 17 años, Santo Domingo. República Dominicana.

Craig, in a house of human feces.Hola Joven Confundido

Hace un año escribí mi testimonio: http://bit.ly/1NOS4db

Desde ese día muchas cosas cambiaron, tomé la decisión de aceptar quien soy y dejar de mentirme.
Fue un año duro, escuela nueva, ciudad nueva. Recibí mucho rechazo y bullying por parte de compañeros y profesores. Tuve 10 millones de problemas más con mi madre. Tuve mi primer novio formal, primera traición/abandono de un amigo, con el cual también estaba en algún tipo de relación amorosa que me hizo mucho daño.

Lo más extraño es que en Santiago tenía tanto miedo de molestar a los demás o de que me hicieran daño, que me refugiaba en el Internet pasando muchas horas en línea. Cuando inició la escuela todo fue color de rosa… por una semana.

Me llené de valor y decidí abrirme a los demás, a no tener miedo y no alejarme. Cuando hice esto irónicamente me dijeron dos personas que decían ser mis amigos, uno de ellos mejor amigo (el chico con el que tuve una rara relación que mencioné anteriormente), me dijeron que era “cansón” y que no los dejaba respirar. Esto me partió el corazón y caí en una depresión, a la siguiente semana mi otro amigo me dice lo mismo.

Quedé DESTRUIDO. Después de reflexionar me di cuenta de que era un poco cierto, pero no tanto como ellos decían. Con el que tenía la relación dijo déjarme porque “es muy difícil ser amigo de un gay, además me siento muy incómodo contigo a mi lado”. Luego de esto me ignoro durante la última semana de clases (también me bloqueo de las redes sociales).

Otra chica que es o era mi amiga, la verdad es que no estoy seguro, me hacía sentir peor diciendo que me merecía todo eso por terminar con mi ex. No era la primera vez que ella me hacía sentir mal a propósito, pero con esta fue la que me marcó y me distancie de ella.

Terminé la escuela, me he pasado la mitad del verano encerrado en casa con mucha depresión y ansiedad. Descubrí que al parecer tengo Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC), ahora entiendo porque repetía un montón de patrones y hacía cosas sin coherencia, no se lo he dicho a nadie porque lo tomarán a la ligera y solo dirán: “no pienses en eso y ya”.

También en casa ha habido muchos problemas financieros, ya cuando creía que no volvería a tener por mucho tiempo.

Un día fui donde un amigo de mi madre porque él me haría un favor en firmar un documento de pasante. Él notó que suelo ser algo callado (hasta que entro en confianza) y dijo que esa forma tan sumisa me traería problemas en la vida, tanto en el trabajo como en las relaciones personales. Me puso un ejercicio junto con una tarea: salir a imprimir un documento y adoptar la personalidad de alguien muy sociable que conociera.

Y lo hice, fue maravilloso. Le dije de la experiencia y me fui. Antes de irme, me dijo que practicará lo mismo y que le contara por Facebook como me fue. No le conté ni una vez, ya que pocas veces salía de casa. Mi madre no me permite salir.

Pasan las semanas y el amigo de mi madre llama diciendo que me necesita por una semana. Voy por el segundo día y odio todo. Odio sentirme comprometido a ser este personaje, ya no me sale ni un poquito, al contrario, siento como si estuviera más reprimido.

El vende productos para adelgazar y se supone que me llevaría a una tienda para promocionarlos por dos días seguidos. Días antes de empezar he tenido problemas para dormir y desde el primer día casi no duermo. Tengo unos pequeños ataques de ansiedad y siento pánico cuando intento dormir. Juro que hasta he llegado a escuchar voces. Las escucho dentro de mi cabeza y fuera de ella. Es como si mis pensamientos salieran de mí y me susurran que odio cosas, como si me atormentaran, así como las cosas que el amigo de mi madre dice. Solo quiero terminar esta semana y poder tener mis papeles.

Hace unos minutos volví a escuchar cosas y a sentirme sofocado, cómo si no pudiese respirar. Nadie en casa lo ha notado. Ayer no aguante más y le dije a mi madre que tenía insomnio, me dejó dormir con ella y descansé tres horas.

Otra cosa, hace tres semanas conocí a un chico en Internet. Dijo que le gustaba, pero creo que me puse intenso y lo asfixié. Creí que había encontrado a alguien con quien hablar de todo.

Aún tengo amigos, pero están lejos en Santiago y siempre están trabajando, ya no quiero cargarlos con problemas de los que dirán: “relájate todo estará bien”. Quiero que alguien me quiera escuchar, ya no quiero molestar a nadie.

Me siento mal de mi cabeza. No creo que esté bien, me estoy enojado mucho cuando se acerca la hora de dormir. Tengo mucho miedo, de todo. Siento pánico. Quiero poder superar esto, ahora. Ya me cansé de esperar o pedirle a la vida un breve descanso. Quiero ser lo suficientemente fuerte para enfrentar esto de verdad.

Gracias por leer, lloré mucho al escribir esto.

photo by:
2 comentarios URL corta
Magda, 20 años, Chile
Hola, mi nombre es Magda, tengo 20 años y he pololeado sólo una vez con un hombre, quien me hizo sentir muy bien, yo siempre normal, pensando que si no he pololeado es porque no se ha dado la situación y lo sigo pensando así. Tuve un amigo gay cuando iba en 3° medio y luego una amiga que la conozco ...
José, 16 años, Santiago
Hola, quiero empezar este testimonio agradeciendo a los creadores de esta página por darnos un medio para desahogarnos y encontrar historias similares a las nuestras. Mi historia comienza así: siempre fui un niño tímido. Los recreos del colegio consistían básicamente en sentarme y ver a los demás...
Francisco, 18 años, Venezuela
Hola amigos, hace un tiempo había publicado lo que me sucedía respecto del día en que le confesaría sobre mi sexualidad a mis padres, bueno ese día ya llego. Hace un par de semanas me sentía muy deprimido porque la persona con quien estoy saliendo se iba a mudar del país, él se encontraba en otra...

2 Respuestas a “Brian, 17 años, Santo Domingo. República Dominicana.”

  1. Manuel 12 noviembre 2015 6:29 am #

    Que fuerte tu historia, muchas veces me pasó eso del sueño, de ponerme muy nervioso antes de dormir, pero no tan intenso como tu de escuchar voces. A veces pienso que tener trastornos del sueño afecta muchas otras partes de ti, incluso uno se siente más deprimido. Comparto muchas cosas contigo, sin embargo el tiempo me ha echo cambiar. Si antes cargoseaba a las personas ahora no las tomo en cuenta, solo le doy mi tiempo a quienes lo merecen. Mucha suerte amigo, espero puedas encontrar a un hombre que te merezca, parece que eres un chico muy cálido que merece alguien en quien depositar su confianza y que éste te responda.

    Thumb up 1 Thumb down 0

    • Brian 9 agosto 2016 22:40 pm #

      Hola, Manuel.
      Gracias por leer mi testimonio, ahora estoy seguro de lo que tengo “TOC”. La gente se alejaba de mi porque me estaba acercando a personas a las que no le interesa. Ya no escucho voces externas, pero si internas propio de mi trastorno.
      Es muy duro, tengo bajones graves y una tormenta mental.
      Gracias por decir que soy alguien de confianza, eso es lindo.
      Estoy pensando en escribir un nuevo testimonio, ahora que se lo que tengo y más o menos lo entiendo.

      Una de las razones por las que no había respondido era por eso.

      Thumb up 0 Thumb down 0

Responder

No escribir correos electrónicos dentro del comentario, no será publicado.

Recibir notificación de nuevos comentarios por email. También puedes suscribirte sin necesidad de comentar.