Margaret, 24 años, Concepción, Chile

Beauty is FleetingLuego de varias conversaciones con la almohada, decidí contarles mi historia. Trataré de empezar por el principio para evitar confusiones. Todo partió en la enseñanza básica, en sexto/séptimo aproximadamente, fue ahí cuando me di cuenta que a diferencia de mis compañeritas, no sentía atracción por los hombres… Había muchos juegos y tallas grupales, en las que yo mencionaba mi interés por las chicas. Y así, mientras a Juanito lo molestaban con Juanita, a mí me molestaban con otra chica. Mis compañeros/as de curso entraban en el juego y me seguían la corriente (quizás creían que no era real, quién sabe), de parte de ellos ninguna mala onda, por el contrario. Los problemas comenzaron cuando mi profe jefe se enteró de que me gustaba una chica de octavo… La chica me acusó porque recibió una carta mía, en la que le declaraba mi amor. En fin, eso provocó que llamaran a mi apoderado, y por consiguiente me derivaran del cole al psicólogo.

Luego de varias sesiones donde trataban de buscar si había un problema mental, me hacían juegos motrices y un millón de cosas a las que no les encontraba sentido, en la última sesión, el psicólogo sesentón y chapado a la antigua, me sentó junto a mi madre (a pesar de que ella sabía, por lo que le dijeron en el cole, y porque en las sesiones luego de atenderme, hablaban con mi madre y a mí me hacían esperar afuera. Yo nunca lo hablé con ella), ambos me enfrentaron, diciéndome que lo que yo sentía no era normal, y me preguntaron si ya había pasado. Obviamente, para dejarlos tranquilos a ambos, y quizás por inmadurez, dije que ya había pasado, y que nunca más iba a suceder.

Luego llegué a la enseñanza media, retraída total. Pasaron los años y recién en tercero volví a sentir atracción por otra mujer. Me declaré, ella 100% hetero, me ofreció su amistad, y yo con eso fui feliz. Ya fuera del liceo, a los 20 años, conocí a un chico, igual me movió el piso alguna vez. A pesar de que nunca concretamos en el ámbito sexual, nos llevábamos muy bien, y decidí presentarlo en el hogar como pololo. Iba todo bien, pero llegó un momento en que me aburrí y me asfixié con la relación, y para ser honesta se lo manifesté, y terminamos…

Ya al salir de la universidad a los 23 años, conocí a una chica, fuimos pareja por tiempo breve, también me aburrí… Pues era muy infantil, además de hacer escenas de celos sacadas de película. Nunca lo hablé en la casa.

Actualmente tengo 24 años, ya soy profesional, y creo que esa ida al psicólogo marcó mi vida de forma negativa. En lo que respecta a la actualidad, perdí el interés de conocer a alguien, siempre me moví por lo sentimental, nunca por lo sexual. Y ya no puedo hablar con mi familia sobre temas relativos a mi sexualidad, por lo homofóbicos que son (todos excepto mi padre, que es más relajado). Sólo cuento con el apoyo de un par de amigas. Me considero activista por los derechos de la diversidad sexual, pero de la casa para afuera. En reuniones con la familia, cuando sale el tema LGBTI mi madre siempre lanza mala onda, no así algunas tías y primas.

photo by:
2 comentarios URL corta
Eduardo, 28 años, Santiago
Hola a todos, más que una pregunta, quisiera compartir algo que me sucede con quien desee leer estas palabras. En realidad no sé muy bien por qué lo comparto, de partida, soy gay orgulloso de serlo, tengo una familia que me apoya, amigos que me quieren tal cual soy y una vida bastante buena, no teng...
El Príncipe Lila
Mi primer recuerdo es haberme sentido atraído por un vecino. Mis padres no lo aceptaron y obtuve el silencio como respuesta. Y este silencio me hizo pensar que dicha atracción estaba mal. Era demasiado pequeño para entender qué estaba pasando, sólo sentía que estaba mal. Así que bloqueé esa atracció...
David, 21 años, Ciudad de Panamá. Panamá.
Hola! Después de leer varios testimonios me animé a escribir el mío, y admiro a todos los que se atreven a compartir sus experiencias! Desde pequeño era algo afeminado, siento que en la calle lo disimulo bien, sinceramente me gusta mucho ser como soy, pero en mi casa desde siempre me enseñaron qu...

2 Respuestas a “Margaret, 24 años, Concepción, Chile”

  1. elena 23 diciembre 2014 0:46 am #

    me identifico con tu historia soy de concepción. Que bueno que existan estos espacio para compartir aquellas sentimientos nos atormentan porque nadie nos comprende y no nos aceptan como tales

    Thumb up 1 Thumb down 0

  2. Matías 29 diciembre 2014 1:13 am #

    Querida Margaret

    Leo tu historia con mucha tristeza, me da pena pensar que todavía existe gente que reprime la sexualidad de sus seres queridos, hasta el punto de ocasionarles tanto daño que se vuelve algo irremediable.
    Las palabras se me escapan para describir lo que siento… Por ahora sólo incentivarte a que escapes de ese núcleo familiar y comiences a explorar por tu cuenta con tus propias amigas y las comunidad LGBT, aún eres joven y mereces vivir tu sexualidad al 100% ¡para eso estamos aquí!
    Un afectuoso abrazo

    Thumb up 2 Thumb down 0

Responder

No escribir correos electrónicos dentro del comentario, no será publicado.

Recibir notificación de nuevos comentarios por email. También puedes suscribirte sin necesidad de comentar.