Sergio, 17 años, Viña del Mar. Chile.

Daniel 2Bueno, no sé por dónde empezar. En primera instancia quiero agradecerles por este espacio, apenas lo vi sentí la necesidad de compartir mi experiencia, quizá algunos se sientan identificados, a otros quizá les ayude, etcétera.

Todo comenzó el año pasado, no voy a decir que siempre fui gay porque recuerdo perfectamente que me gustaron minas, pero en el 2013 sucedió algo que hizo que mi vida diera un giro en 360 grados.

Resulta que me gusta salir con mi vieja, pero me molesta cuando entra al supermercado. Yo vendía preventas para ciertas discos y eventos, entonces la típica historia era que entrara mi vieja a hacer sus compras al super y yo me encontraba con alguien y mataba el rato, no sé por qué ese día no fue así y entré con ella.

Después de 30 minutos desde que dije que estaba aburrido nos fuimos y recuerdo que me sentí extraño con uno de los empaques (evidentemente era gay, no sé por qué lo sabía, tenía ese letrero invisible que solo nosotros podemos leer). Algo me sucedió que me descolocó. Nunca antes me había pasado el rollo con un mino, no por tabú, ni porque me diera cosa, sino que nunca se me pasó por la mente.

Tiempo después recuerdo que me agregó a face, su apellido era de un emperador Romano y su nombre, bueno, su nombre lo censuraré y le llamaré “Esteban”. Teníamos buena onda, hablábamos con regularidad y no sé, me hacía sentir extraño, era como una sensación de estar completo.

Después de un tiempo concretamos una cita, recuerdo que fue el 25 de Julio del año pasado, nos juntaríamos a las 18:00 horas. Yo estaba súper nervioso porque no sabía lo que estaba haciendo, tuve un conflicto conmigo mismo y encendí un cigarro, llegó a las 18:17 (Sí, con él recuerdo todo perfectamente) y al verlo a los ojos sentí que me robó todo el aliento, sentí que el mundo se detuvo cuando miré sus ojos de terciopelo negro. Dimos un paseo y conversamos, conversamos muchas cosas, me hacía reír, me miraba a los ojos, yo estaba encantado.

Él era introvertido en algunos aspectos, era de closet, tenía algunos problemas familiares, pero el hecho de que sonriera con tanta naturalidad a pesar de eso me contagiaba. Llegó un momento en que nos quedamos en silencio y de una forma u otra nos besamos. Me confirmé a mi mismo que era diferente a mis amigos, a los demás huevones, pero no me importaba, en ese momento fuimos solo él y yo en un eterno segundo esa noche de invierno.

El tiempo pasó y conoció a mis amigos, yo era más mateo que él así que lo ayudaba a estudiar, salíamos, comíamos pizza, vivimos también muchas aventuras. Para mí fueron aventuras tan grandes que no tengo palabras para narrarlas, solo las noches frías y las botellas vacías de vodka fueron testigo de lo que vivimos. Sus problemas familiares a veces lo tenían mal, pero ahí llegaba yo, a donde sea que él estuviera iba a llegar yo, así sea que hubiera tenido que atravesar el mundo entero lo hubiera hecho (escribo esto y sin querer se me caen algunas lágrimas), y cagué po, me enamoré.

Resulta que comenzó a ir a una disco gay que hacen en Valparaíso para menores de edad, yo no soy celoso así que me daba lo mismo, confiaba mucho en él. Un día lo convidé a un café de nombre italiano al que voy seguido. Él estaba con la mirada distraída y comprendí que algo andaba mal, le dije que al terminarnos el café fuéramos a hablar a otro lado, más tranquilos. Me tomé el Mokaccino al seco.

Al frente divagó y me dijo “creo que necesitas a alguien mejor que yo”, lo encontré tierno y lo miré a los ojos diciéndole “quizá hay muchos mejores que tú, pero yo solo te quiero a ti”, agachó la cabeza y me dijo que quería dejar lo nuestro hasta ahí, no comprendí y le pregunté si es que a caso no me quería más, lo negó y me besó, le insistí tanto que me dijera lo que sucedía y me dijo “Es que, hace unas semanas… Te fui infiel”. Mi mundo se detuvo, vi pasar todos los recuerdos de él, las promesas que nos hicimos, todo. No lloré, pero le dije que para mí ya no existía.

Me fui y caminé hasta que no pude más, me senté y lloré. Lloré poco más de 3 meses, cerré el año por mis buenas notas y cambié a mis amigos por profesionales (psicólogos, psicoanalistas, etc.) y así me sumí en una depresión terrible.

Me costó mucho salir de eso, pero ahora aprendí a apreciar ese amor efímero, porque no todos tienen la oportunidad de decir con certeza que han amado. Yo sí, aunque fue un amor corto, fue el sentimiento más hermoso que he experimentado. No teníamos nada, pero lo tuvimos todo.

Ahora lo recuerdo con cariño, he madurado en muchos aspectos, salí de cuarto medio y entraré a la Universidad el próximo año, he tenido otras relaciones aunque me ha costado, este secreto lo he guardado muy cuidadosamente pero creo que quizá a alguien le sirva de ejemplo, un ejemplo de que todo se supera.

Creo que el mejor consejo que puedo darles es que tengan cuidado con las personas, aprendan a conocerlas. Vean el lado positivo de las cosas. El día de mañana probablemente nuestros recuerdos sean un gran tesoro para nosotros.

Muchas gracias.

photo by:
5 comentarios URL corta
Felipe, 25 años, Santiago Centro
Es imposible olvidar el día más decisivo de mi vida; fue un 27 de Octubre. Llevaba un año y tres meses de pololeo con mi pareja, de quien estuve profundamente enamorado. Después de una tarde de amena conversación de sobremesa de onces, en la cual se encontraban mis padres, un primo, mi pareja y y...
Matías, 25 años, Ecuador
Muchos saludos, soy Matías, tengo 25 años y soy un Tr@ns masculino. Desde chico me sentí disconforme con mi cuerpo... pensaba siempre por qué mi hermano mayor podía sacarse la polera y yo no. Pero gracias a Dios, tengo una familia espectacular. A los 17 años recién les conté lo que me pasaba y...
Max, 23 años, Punta Arenas
Nunca están demás los agradecimientos a ustedes, que al parecer brotan de manera espontánea por los mismos participantes... Mi historia comienza hace ya bastantes años, cuando cursaba sexto de enseñanza básica, y un familiar, que quisiera quedara como tal, comenzó un juego sexual conmigo, hasta p...

5 Respuestas a “Sergio, 17 años, Viña del Mar. Chile.”

  1. David 13 noviembre 2014 20:28 pm #

    Que linda história, espero que lo hayas superado, se ve que eres una persona increíble sin conocerte, suerte y aún eres joven y puedes encontrar el amor que esperas

    Thumb up 2 Thumb down 0

  2. Pablo 15 noviembre 2014 12:48 pm #

    Sergio: ¡qué historia más bonita y triste a la vez! Dentro de todo, y a pesar de su error, pienso que debes quedarte con la sensación que él también te amó o te ama todavía, de lo contrario no te habría confesado su equivocación (lo hizo porque en el fondo te valora y te respeta). Me impresiona la madurez con la que asumiste tu orientación sexual y también tu relación de pareja, pese a tu corta edad. Soy unos años mayor que tu (8 años), pero me has dado una gran lección. ¡Espero que siempre seas muy feliz! ¡Un abrazo a la distancia!

    Thumb up 2 Thumb down 0

  3. Gonzalo 15 noviembre 2014 16:49 pm #

    Debo admitir que me emocione mucho. Me identifico a más no poder. Es doloroso cuando te enteras de todo. Pero lo importante es salir adelante. Y lo bueno que lo hiciste. Como sobreviviente te digo que a pesar de todo lo malo. Llegara alguien mejor aún a tu vida que te hará sentir que estas vivo de nuevo. Te lo digo yo que después de casi seis años y de muchos intentos fallidos encontré al fin a mi persona especial. No somos pololos, pareja mi amigos. Somos dos personas que nos queremos mucho. Y nos respetamos mutuamente. Ahora puedo decir que soy feliz. Porque el me hace feliz. Y se que soy importante en su vida. Éxito en tu vida. Un abrazo enorme. See you.

    Thumb up 1 Thumb down 0

  4. Cristian 26 noviembre 2014 21:33 pm #

    Sergio tu historia me llego totalmente, igual q tu yo solo me e enamorado una vez y fue profundo por el ubiera dado todo pero como bien dices… Nunca se deja de conocer a la gente… Sufri mucho pero no era tiempo para llorar ya q la presion fsmiliar en la psu y todo el cuento son un poco dificiles ya q esperan micho de mi, bueno la cosa es q me gusto tu historia y la verdad es q las personas como tu son las que valen la pena. Te felicito tambien tengo 17 y doy la psu en algunos dias para ojala irme a la puc el otro año. Me gustaria conocerte
    Saludos

    Thumb up 1 Thumb down 0

  5. Sergio 9 enero 2015 15:45 pm #

    En primer lugar, les agradezco a los administradores la oportunidad de compartir mi historia. También les agradezco a los lectores y a los que se tomaron las molestias de comentar, gracias por las palabras.
    Espero que mi relato sirva de testimonio, como una prueba de que todo se supera y que todo tiene un lado positivo; Nuevamente, muchas gracias.

    Thumb up 0 Thumb down 0

Responder

No escribir correos electrónicos dentro del comentario, no será publicado.

Recibir notificación de nuevos comentarios por email. También puedes suscribirte sin necesidad de comentar.