Nicolás, 17 años, Chile

Si aceptan testimonios verídicos y viscerales creo que no es necesario usar formalidades para presentarme.

Conocí esta página hace poco, leí algunos testimonios, empezó a rondarme de pronto alguna necesidad por escribirles.

Con 17 años, me considero y siento plenamente homosexual. Esto, solo dentro de mi mente, afuera solo se ve un niño algo tímido con actitudes indefinidas.

Y no es tampoco que venga de una familia “ultra conservadora” y que me deshereden por confesar tal inclinación.
Pero, hay una lucha que enfrento, una lucha que en días es intensa, una lucha por los recuerdos, por los amigos, por el orgullo y la deshonra, por las miradas promiscuas y los deseos encubiertos, por el sueño de tenerte de pronto a mi lado, mirándome; tú y tu mano en mi mejilla, tu sonrisa, el silencio, y mi corazón a mil por hora…

Entiendo que hay que bancarse todo ese proceso, que nos tocó difícil, y la sociedad es un niño que alimentan cada día con una cultura heterosexual, machista, consumista y demases etiquetas que de una u otra manera influyen en la manera en cómo nos comportamos “nosotros” en el diario vivir.

Sé de memoria el discurso de “cuéntaselo a un amigo cercano”, o “alguien de mucha confianza”… y es verdad también que no lo he puesto en práctica.

Tengo miedo, frío y pena.

Me enamoro cada día de alguien distinto y necesito entregar algo de mí.

El colegio, por ejemplo, es un pequeño tanteo de lo que será la vida si seguimos en este ropero, ¿lo han notado?. Las típicas compañeras que de pronto les gustas, los juegos inocentes. Yo las miro y me digo, ¿por qué no me atraen?, sería todo más fácil.

No sé.

Perdón por mi poca cohesión y mis ideas desordenadas. Es tarde, tengo bastante sueño pero no podía dormir, necesitaba vomitar palabras para desahogarme.

Gracias a la página, si publican este texto, y más aún por conceder el espacio para hacerlo.

3 comentarios URL corta
José Joaquín, 29 años, Las Condes
Desde muy niño sentí mayor afinidad con el mundo femenino que con el masculino: me cargaban los juegos violentos, el fútbol y las actividades outdoors, y me sentía más a gusto en mi casa leyendo o jugando con mi hermana. Probablemente por esta razón, cuando entré al colegio (católico, exclusivamente...
Carlos, 22 años, Chile
Dios dice "Honra a tu padre a y tu madre", mis padres sabe que soy gay, aun así, ellos se sienten orgullosos de mí, ya que me valoran por quién soy. El que ame a otro hombre no es del todo un problema para ellos, al principio les costó asimilarlo, pero con el tiempo lo comprendieron, y cóm...
Sebastián, 26 años, Rancagua, Chile.
Recuerdo que dedicaba el tiempo en mirar a Jaime que se sentaba cerca de mí en nuestra sala de pre-kinder. Más que él, era su tersa mejilla la que me llamaba su atención, que en nuestras mañanas invernales se volvían más rosadas sobre su tez morena que parecía tan suavecita. Un día me atreví a tocár...

3 Respuestas a “Nicolás, 17 años, Chile”

  1. Lynx 29 agosto 2012 15:12 pm #

    quizas te sirva de algo, pero yo me atrevi en el momento en el que me enamore de alguien, no queria vivir ese amor sentado en la plaza de armas de mi ciudad hasta las 10 de la noche, muerto de frio mientras en mi casa decia que estaba estudiando donde una amiga, por eso me atrevi, queria compartir ese amor con mi familia y mas aun, vivirlo en mi hogar; poder ver peliculas juntos en casa o cocinar algo rico los domingos para nosotros y mi familia. Por eso no tuve miedo, creo que fueron mas ancias y deseos de cosas que ya no eran tan imposibles y lejanas, sea como sea, si el amor esta de por medio todo mejora, el amor de mi familia hacia mi, el amor de mi hacia mi pareja, el amor que veian los demas en nosotros… todo eso hizo entender a mi entorno que no importaba el envase, que lo realmente importante es si el sentimiento existe, nada mas.

    Thumb up 0 Thumb down 0

  2. Matilde 30 agosto 2012 4:00 am #

    Nicolás, te entiendo y no sabes cuánto. Hace unos pocos meses yo estaba así: “Tengo miedo, frío y pena” ufff es tan difícil… pero llega un momento en el que agobia tanto quedarse en silencio, que se hace insoportable. Lo que quiero decir, es que de verdad busques al menos a una persona para contarle lo que estás viviendo, de hecho escribir acá ya es un paso super importante y alivia muchísimo ese semi-dolor que se siente entre el pecho y la garganta, producto de toda la angustia con la que ahora estás lidiando. Siempre hay alguien cerca que nos quiere y estará dispuesta/o a darnos su apoyo.
    Te mando un abrazo de esos que duran harto, porque son necesarios para esos momentos en los que de verdad creemos que nos vamos a derrumbar.
    Saludos!

    Thumb up 0 Thumb down 0

    • pestañas 30 agosto 2012 10:53 am #

      Qué lindo tu comentario Matilde!! :)

      Thumb up 0 Thumb down 0

Responder

No escribir correos electrónicos dentro del comentario, no será publicado.

Recibir notificación de nuevos comentarios por email. También puedes suscribirte sin necesidad de comentar.